Mostrando entradas con la etiqueta Agroglifos. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Agroglifos. Mostrar todas las entradas

10.15.2012

EL LENGUAJE DE LOS DIOSES [4/5]

Por Alexis Astúa





POSIBLES ORIGENES 

Son muchas las Teorías sobre el Origen de las Formaciones de los Crop Circles, que van desde desórdenes meteorológicos hasta creación de estos por parte de Criaturas Mitológicas como Hadas o Duendes en la Noche. Lo que sí es un hecho confirmado es la Aparicion de Extrañas Luces, Esferas, Objetos Luminosos u Romboidales sobre las Formaciones antes, durante y después de su Producción; que han sido avistadas por numerosos testigos. He aquí varias de las Teorías propuestas:


1. Teoría Agrícola. Algunos Investigadores achacan la Formación de los Círculos a desórdenes químicos provocados por el abuso de fertilizantes. 

2. Teoría de los Anillos de Hadas. En un Principio, se culpó de todo a un Hongo {micelium anular}, el cual produce un fenómeno que es conocido como “anillos de hadas”, el que, eventualmente, podría provocar ciertas Formas Geométricas. Muchos casos de Círculos en el pasto se han explicado de esta manera.


3. Teoría de los Animales. Alguien propuso esta Teoría, argumentando que los Topos y Erizos que son frecuentes en estas zonas, en época de celo, danzan alrededor de las hembras. Fue rechazada porque no hay huellas de la presencia de Animales. 

4. Teoría Meteorológica. También pensaron algunos que los Vientos causaban los Círculos. Claro que estos aparecen en Verano también, cuando no hay viento. El físico Meaden agregó la posibilidad de que: "fuerzas eléctricas y torbellinos múltiples con forma de embudo" pudiesen ser la Causa del asunto, pero la Teoría comenzaba a sonar más extraña que el Fenómeno plasmado en los trigales británicos. 

Los Investigadores del BUFORA -Organización Ufológica- opinaban que los Círculos eran el resultado de Fenómenos Meteorológicos y en pequeña medida, el producto de fraudes. Aunque el BUFORA defendía a ultranza las Teorías de los Vórtices Electromagnéticos o Plasmáticos de Terence Meaden, Organizaciones como MUFON también siguieron la "vertiente científica": el Fenómeno de los Círculos de Maíz presentaba características que hablaban de lo mismo. 

5. Explicación Aérea. Algunos arguyeron que, estando cerca de donde aparecieron las Formas Geométricas, era probable que helicópteros de un Centro de Formación de Pilotos de la RAF -Royal Air Force- fueran los responsables de la Formación de las Figuras. Claro que los helicópteros mueven el pasto de forma irregular y no regular como aparece en los campos. Tampoco explicaría la Aparición de los Círculos en otros países y lugares distantes a Centros de Aviación. que podrían admitir esta relación. 

La creciente Complejidad de las Marcas fue descartando una a una las Hipótesis que pretendían hallarle una solución al Misterio. Todo Efecto Natural parece quedar rezagado ante la naturaleza del Simbolismo Aplicado para sus Diseños, evidencia de algo más que un mero Fenómeno Físico. Los Investigadores han descubierto Capas y Capas de Información en los Propios Círculos. Aparecen Radios con Valores que se consideran Sagrados, tales como Phi, que algunas Creencias consideran que gobierna el proceso de Crecimiento de la Vida Orgánica. 

Cualquiera fuera la Causa, este debería ser, por lo menos contenedor de una Inteligencia capaz de Medir, Calcular, y con un exquisito gusto por la Combinación de Formas y Significados. Si bien a nadie medianamente empapado en este Asunto se le ocurriría pensar que un Vórtex Magnético o un par de jubilados puedan realizar las Marcas, no hay una Evidencia OVNI lo suficientemente contundente como para endilgarle su Autoría, pero es una de las posibles causas que han tomado Más Fuerza en estos últimos tiempos a razón y falta de otros Argumentos. 

6. Origen Arqueológico. La zona de Inglaterra donde aparecen estas Misteriosas Figuras es rica en Restos Arqueológicos, siendo muchos de estos restos de modo subterráneo influyendo de alguna manera sobre algunos Cultivos de la Superficie. 

7. Origen Foráneo o Extraterrestre. Si bien es cierto, “oficialmente” no se ha dado a conocer a la Opinión Publica Mundial la existencia de Vida Inteligente fuera de nuestro Planeta, cada vez son más el número de personas que relacionan estas figuras con el Fenómeno OVNI y todas sus implicaciones, en donde incluso se han logrado capturar videos.

Es sabido que algunos Círculos de Cosecha han sido hechos por farsantes humanos, a veces es dificil distinguirlos de las Formaciones Genuinas una vez que los visitantes han entrado (por ejemplo pisadas). Hay alguna evidencia de engaño, o rumores de engaño que ha sido fomentado por el medio o por ciertos sectores (el Gobierno) con el objetivo de generar dudas acerca del Fenómeno y para desalentar y frustrar a los Investigadores. La razón más cercana para sospechar que hay un Autor Paranormal ha sido: los Efectos de que algunos Círculos tienen sobre Instrumentos Electrónicos (Videocámaras, Cámaras Fotográficas, Grabadores, Radios, etc.); el tiempo durante el cual han aparecido cuando esto impide el tiempo o la oportunidad necesaria para que los farsantes humanos hagan sus Formaciones, la Observación de la Luminosidad y otros Eventos Anormales en el Tiempo, o poco antes o después que el Círculo Se Haya Formado. 

Gary y Vivienne Tomlinson fueron testigos de la Formación de un Crop Circle una noche en Hambledon, Inglaterra, en Agosto de 1991
“(...) nosotros vimos mover las espigas hacia nuestra derecha....los campos estaban inundados de bruma, mientras escuchábamos un sonido agudo, y después se levantó un fuerte viento, tan violentamente que nos costaba mantenernos parados, pero a pesar de ésto los cabellos de mi marido estaban erguidos sobre su cabeza . (...) Cuando el torbellino desapareció nos encontrábamos en medio de un circulo de trigo aplastado. La calma volvió, y sentíamos una sensación de picoteo en todo el cuerpo...”


EL MENSAJE GLOBAL 

Investigadores como Peter Sorensen aseguran que estas son obra de una inteligencia benigna, espiritual, con el objetivo de ayudar de alguna manera a la Humanidad. Mucha gente parece pensar que las formaciones de cosecha son un cierto tipo de signos que emanan directamente del Planeta {Gaia} o de Entidades Invisibles {devas} acerca del estado de la Tierra. 


Adriano Forgione, Director de la Revista Hera en Italia, ha querido tomar en consideración el punto de vista Simbólico que estos Pictogramas quieren representar, independientemente de su veracidad. Si éstos son obra de Superiores Desconocidos, como los define el Estudioso, nos están mandando un Mensaje Esotérico bien preciso, y éste sería que la Frecuencia Vibracional del Planeta Tierra está cambiando. Estamos pasando a través de una Fase de Interacción Dimensional, que se podría ver en la Presencia casi obsesiva de Simbologías Solares. 

Según Forgione estas Simbologías nos invitan a Elevar nuestras Conciencias, a dejar de lado la materialidad de la cual estamos impregnados y volvernos hacia cuanto la Historia nos transmite a través del Mensaje de las Antiguas Culturas, según las cuales el Tiempo no es lineal más bien previene de una Constante Circular de los "Ciclos". Por tanto, en nuestra Epoca, se está asistiendo al final de un "Ciclo" y al Inicio de una Nueva Era, que podrá seguramente ocasionar una Catástrofe, pero de la cual podrá emerger una renovada Humanidad. 

Para este Autor, estamos ante varios Mensajes que se dirigen a Distintos Niveles, pero ante todo destaca el Anuncio del Fin del Ciclo actual (Kali Yuga), que supone la Clausura de un viejo Modelo Vibracional y el Acceso a un Nuevo Nivel Energético de Evolución Cósmica. 
"Realizarse es entrar en relación directa con estos niveles de frecuencia", afirma. 
Y Señala que dichos Niveles Se Manifiestan en el Ka de los Antiguos Egipcios, Simbolizado en el Mer-ka-bah judío o como "Cuerpo de Luz". Se trata de distintas Formas de Representar la Naturaleza Divina del ser humano, un Potencial que se expresa en la imagen del Hombre-Dios: el ser perfecto que media entre el Nivel Más Bajo Material y la Más Alta Escala de Frecuencia, correspondiente al Nivel Espiritual. Forgione ha estudiado in situ el Fenómeno para llegar a estas Conclusiones. 

El 3 de Mayo de 1999, en la localidad de Barbury Castle, en Wiltshire, Inglaterra, habría de manifestarse, uno de los Agrogramas Más Espectaculares de los que se tenga Registro, no sólo por su Belleza, sino también por su Simbolismo. En esta ocasión el trazo de la Figura no dejaba ninguna duda en cuanto a su Significado. Se trataba del Símbolo de la Cábala (también conocido como “Arbol de la Vida”). 

Símbolo de Tipo Esotérico que al mismo tiempo, Simboliza la Estructura del Macrocosmos y la Creación y del Microcosmos Humano, este está constituido por una Jerarquía Simbolizada por Tres Triángulos Formados por los Nueve Séfiras {Sephirots} que rigen el Símbolo de la Realidad Material (Simbolizada en el Décimo ). En este Diagrama, el Desarrollo Espiritual se representa como un Ascenso desde la Realidad Material {Malkuth} hasta alcanzar la Corona {Kether} y completar el Retorno a la Unidad Inefable de Dios. 

Las Diez Esferas se conectan mediante los 22 Senderos del Espíritu. Cada uno tiene Asignada una Letra del Alfabeto Hebreo, un Planeta, un Signo Zodiacal o un Elemento Constituyente del Mundo, así como una jerarquía de ideas asociadas.


La formación en la que aparece el Arbol de la Vida cabalístico con sus característicos Sephirots y todos sus detalles. Fue una de las más importantes apariciones de las que se tenga registro. En opinión de Forgione, numerosos diseños apuntan en la misma dirección y expresan la síntesis masculino (Fuego) y femenino (Agua), invitando a la humanidad a devenir "más que humana" para protagonizar el nuevo ciclo cósmico a punto de iniciarse.

Otro aspecto es el Cientifico, el Pictograma aparecido en 1994 en Inglaterra, particularmente representa la aplicación del movimiento fundamental del Conjunto Tierra-Luna. Según el Físico Jean Pierre Garnier-Malet este movimiento desemboca sobre un Fin de Ciclo que se sitúa y que corresponde al Fin de un Tiempo Solar, éste Cambio de Ciclo lleva a Aperturas del Espacio con posibilidades de choques de Meteoritos o Cometas sobre la Tierra, como bien ya ha ocurrido anteriormente en nuestro Planeta; esto sería hacia el año 2017.

A simple vista,  el Fenómeno de los Agroglifos evoca una Mezcla de Simbologia Esotérica, Matemática Avanzada, Química, Arte, Conocimiento de la Conformación de la Materia, Física, Astrofísica, Biología, y ni que hablar de la Psicología.  Pues los Efectos que tienen estas Figuras y su Representación en nuestro Inconsciente son suficientes como para pensar que están hechas por alguna razón de Comunicación inteligente y muy bien estructurada.

En los últimos años se han generalizado los Diseños con un Simbolismo Esotérico notorio, entre ellos el Candelabro Judío de Siete Brazos {Menorah}, Estrellas de Cinco, Seis, Nueve y Diez Puntas, o el Hombre Cósmico, entre otros Motivos Universales conocidos por todos los Grandes Sistemas Religiosos de la Antigüedad y atribuidos por éstos a la Revelación directa de la Divinidad.

Los que se suscriben a la Creencia de que los Círculos de Maíz Representan Formas de Comunicación también admiten la posibilidad de que el Destinatario de dichos Mensajes no sea nuestra Humanidad, sino otros Seres Avanzados y Ocultos que comparten el Planeta. El mejor ejemplo sería imaginar al hombre o mujer que recoge el correo de su buzón y pone las cartas sobre una mesa o una silla, donde un perro o gato pueda olfatear los sobres o revistas y hasta echarlos a tierra, si quiere... pero la mascota jamás sabrá su Propósito ni contenido, ya que no están Dirigidos a Ellos (con la excepción de la carta del veterinario, recordando al amo que es hora de vacunar a sus mascotas). 

Por otro lado, la película Signs [M. Night Shyamalan, 2002
nos presenta los Círculos de Maíz no como Medios de Comunicación, sino como Puntos de Referencia de Navegación, Indicadores utilizados por invasores extraterrestres para coordinar sus Operaciones, hecho que ha suscitado la cólera de muchos Investigadores, tachando la película como una más de las muchas que intentan ridiculizar o anematizar el Tema. El controvertido Investigador Steven Greer, Director del Disclosure Project, manifestó que:
"Distintas fuentes en los medios de comunicación y los servicios de inteligencia le habían advertido que se haría todo lo posible por fomentar el temor hacia los ovnis y los ET. Después de todo, para tener un enemigo, hay que lograr que la gente sienta odio por un individuo o grupo de personas, o en este caso, todo un género de seres". 
Se refirió al guión de Signs como un ejemplo de:
"Demonización de los ET, con una interpretación sumamente limitada del fenómeno de los Círculos de Maíz". 
Otras tantas películas como Independence Day, Invation, etc. han hecho los suyo en ese sentido.

Algunas de estas Figuras han sido fácilmente Descifradas debido a que su aspecto aparentemente sugestivo, muestra mucha similitud con algunos Patrones que nosotros mismos utilizamos para representar diferentes Formas de Conocimiento. Tal es el caso de los Fractales Matemáticos.

Los Fractales fueron concebidos aproximadamente en 1890 por el francés Henri Poincaré. Sus ideas fueron extendidas más tarde fundamentalmente por dos Matemáticos también franceses, Gastón Julia y Pierre Fatou, hacia 1918. Se trabajó mucho en este Campo durante varios años, pero el Estudio quedó congelado en los años ’20.

El Estudio fue renovado a partir de 1974 en IBM y fue fuertemente impulsado por el Desarrollo de la Computadora Digital. El Dr. Benoit Mandelbrot, de la Universidad de Yale, con sus Experimentos de Computadora, es considerado como el Padre de la Geometría Fractal. En Honor suyo, uno de los Conjuntos que él investigó fue llamado con su Nombre. 

Otros Matemáticos, como Douady, Hubbard y Sullivan trabajaron también en esta Area explorando más las Matemáticas que sus Aplicaciones. 

El Matemático francés Benoit Mandelbrot acuñó la palabra Fractal en la década de los ’70, derivándola del adjetivo latín fractus. El correspondiente verbo latino: frangere, significa romper, crear fragmentos irregulares. La Geometría Tradicional Euclideana, es la Rama de la Matemática que se encarga de las Propiedades y de las Mediciones de Elementos tales como Puntos, Líneas, Planos y Volúmenes. La Geometría Euclideana también describe los Conjuntos formados por la reunión de los Elementos más arriba citados, cuyas Combinaciones Forman Figuras o Formas Específicas. 

Sin embargo, las Formas encontradas en la Naturaleza, como montañas, franjas costeras, sistemas hidrográficos, nubes, hojas, árboles, vegetales, copos de nieve, y un sinnúmero de otros objetos no son fácilmente descriptos por la Geometría Tradicional. 

La Geometría Fractal provee una Descripción y una Forma de Modelo Matemático para las aparentemente complicadas formas de la Naturaleza. Éstas poseen a veces una remarcable Invariancia de Simplificación bajo los Cambios de la Magnificación, Propiedad que caracteriza a los Fractales.

Es fácilmente corroborable que la Inteligencia que esta tras la Creación de los Agrogramas posee el Conocimiento de Plasmar estos Patrones Fractales, mas no en todos los casos es así, ya que se tienen Registros de Figuras que representarían a especies de Mandalas o Ideogramas para Meditación Trascendental o Símbolos Altamente Esotéricos, Orbitas de Planetas, Símbolos propios de diferentes Culturas como Cruces de varios tipos o Representaciones de Atomos de diferentes Elementos de la Tabla Periódica. 


Los Más Sorprendentes y Complejos, así como bellos se han manifestado en los últimos 5 años dando lugar a figuras de carácter tridimensional e incluso Calendarios Circulares muy similares por no decir idénticos a los utilizados por los Mayas como el Tzolkin.  Los seres que estén detrás de la Creación de las Figuras, humano o no, debe conocer muy bien todas estas Informaciones a la hora de Elaborar el Diseño.

Pero sin duda alguna la Prueba de Comunicación con Inteligencia Superior, que hasta ahora ha sido prácticamente ignorada por los Medios Masivos de Comunicación, es la de los Agroglifos aparecidos a partir de Agosto del año 2000 en la zona de Chilbolton, en Inglaterra, los cuales parecen establecer de un forma bastante clara el posible origen de los Crop cicles.


LA COMUNICACION: INICIA EL MENSAJE

En el cráter apagado de un Antiguo Volcán, ubicado cerca de la Provincia de Arecibo, al norte de Puerto Rico, los científicos norteamericanos hallaron el sitio ideal para construir el Radiotelescopio más grande del Planeta. Allí, el 16 de Noviembre de 1974, fue enviado desde la Tierra un Mensaje en dirección al Cúmulo de Estrellas M13 en la Constelación de Hércules, con la esperanza de expresar nuestro profundo sentimiento de soledad a alguna posible civilización inteligente. El Mensaje fue Transmitido en la Frecuencia de 2380 Mhz, con un Ancho de Banda de 10 Hz, corrección continua del Efecto Doppler, y con una Potencia de Salida de 3 billones de watios (3x10^12).

Debido a la universalidad de las Matemáticas, se piensa que pueden ser el mejor y más básico Medio de Comunicación entre Civilizaciones Inteligentes diferentes. Así se decidió enviar un Mensaje formado por 1679 bits de información que resultaba de multiplicar dos Números Primos  entre sí, 23 y 73. Esta cifra de bits debería sugerir a cualquier Civilización que la recibiese, su descomposición en una Matriz de Elementos dispuestos de 2 posibles formas, 23x73 ó 73x23, mostrando solo una de ellas el Mensaje que se puede apreciar en la imagen. El mensaje esta compuesto por 8 elementos:





1. Las Representaciones de los Números comprendidos entre 1 y 10, Codificados en Sistema Binario (en la imagen, de derecha a izquierda).

2. La Representación de los Números Atómicos de los 5 Elementos de los que consta la Vida Orgánica en la Tierra: el Hidrógeno, el Carbono, el Nitrógeno, el Oxígeno, y el Fósforo, Codificados en Sistema Binario (en la imagen, de derecha a izquierda).

3. La Representación en Binario y en Grupos de Cinco, de las Fórmulas Químicas de 12 moléculas en la Estructura de los Nucleótidos del ADN Humano: Tiamina, Guanina, Adenina, Citosina, Fosfato y Azúcar Desoxirribosa.

4. La Representación de la Estructura Química del ADN con una Doble Hélice rodeando el número de Parejas de Bases que existen en un Cromosoma Humano (alrededor de 4 billones).

5. La Doble Hélice parte de la cabeza de una Figura humana indicando la conexión entre el ADN y la vida inteligente. A la derecha de la Figura hay una línea vertical junto con el número 14 en Binario que indica que el ser humano es de 14 Unidades de alto. Con el Mensaje, la única Unidad que se incluye es la representada por la propia Longitud de Onda de la Emisión, es decir 12,6 cm. Así queda establecida en 176,4 cm la Altura Media del Ser Humano.

6. A la izquierda de la Figura esta representada la población humana en el momento en el que se realizó la emisión, alrededor de 4.000 millones (esta cifra no es exacta porque el Sistema Binario no redondea de la misma forma en que el Sistema Decimal lo hace).

7. Un Gráfico sencillo de los Nueve Planetas del Sistema Solar junto con la posición relativa de la Tierra (desplazada para indicar cual es nuestro Hogar) con respecto a nuestra Estrella, el Sol (a la derecha).

8. Finalmente hay una Representación básica del Radiotelescopio desde el cual se realizó la Emisión del Mensaje, junto con su foco. Y bajo ésta, el número 2430 en Sistema Binario indicando el Diámetro (2430 x 12,6) del Telescopio.



El Profesor Carl Sagan de la Universidad de Cornell, fue el Astrónomo que se encargó de Elaborar el Mensaje, recurriendo para ello a la Ayuda y la Asesoría de sus Colegas y Científicos de otras especialidades afines.

Un minuto después de haber comenzado la Emisión, el frente del Mensaje estaba pasando la órbita de Marte, 35 minutos después pasaba la órbita de Júpiter, y 5 horas y 20 minutos después traspasaba la órbita de Plutón dejando nuestro Sistema Solar para siempre. El Mensaje se desplaza a una velocidad de 299.790 Km/seg. (Velocidad de la Luz en el Vacío). Aunque el Mensaje era bastante claro y sencillo de interpretar para una posible Civilización Inteligente, a los ojos de muchos era una burla a la inteligencia de la Raza Humana, pues este tardaria 25.000 años en llegar a su Destino.

Suponiendo que “alguien” llegara a contestar al Mensaje, este tardaría (continuando con las suposiciones) otros 25.000 años en llegar a nuestro Planeta. En pocas palabras, se gastaron miles de dólares (tal vez millones) para Elaborar y Enviar un Mensaje utilizando nuestra Tecnología en el momento, a extraterrestres que responderían dentro de 50.000 años, algo un tanto ridículo. No olvidemos que esos eran años de Guerra Fría y las apariciones de OVNI´s seguían inundando los titulares de los periódicos, la gente necesitaba “algo” de parte de los científicos que acallara la expectativa y la necesidad de encontrar una explicación lógica a muchos Misterios.

La otra posible explicación es que realmente y sus Colegas de SETI sabían que alguien contestaria en mucho menor tiempo que ese, pero respondería por el mismo medio a los Altos Mandos Científicos o Militares de la Epoca. Realmente fue a opinión de muchos, un Mensaje en la Botella lanzada al oscuro mar del Infinito… 


En la humilde opinión de quien esto escribe, existía una gran contradicción en toda la Comunidad Científica en cuanto a Inteligencia Extraterrestre se refiere en este Punto, la cual pasare a explicar: al Elaborar el Mensaje de Arecibo se hace en un Lenguaje Universal (en este caso las Matemáticas) ya que se supone de antemano que las Inteligencias Extraterrestres se desarrollarían en un Medio Ambiente absolutamente diferente al nuestro,  incluso, tal vez con otros Elementos de la Vida, por tanto su Lenguaje de Comunicación no sería como el nuestro, ni su alimentación, incluso su aspecto podría variar.

Ahora, ¿Qué les hacía pensar que desarrollarían la misma Tecnología nuestra (microondas hertzianas) para responder y que les hace pensar que responderían dentro de 50.000 años a los mandos militares, políticos, científicos o religiosos?

Las posibilidades pueden ser infinitas: en las cuales podrían estos Seres comunicarse por otros Medios que para nosotros serían fantásticos, superiores o extraños. Y a la vez ellos también podrían suponer que nuestro Planeta o Raza toda fue la que envió el Mensaje, mas no una sola Nación. Es decir “ellos” no sabrían que nuestro Mundo estaría fragmentado en Naciones o Países, y tal vez no querrían comunicarse con algunos sino más bien con todos en la Tierra, como Unidad.

Como veremos más adelante, estas suposiciones están bien fundadas, por cuanto la posible Respuesta no esperó estos 50.000 probables años, ni tampoco fue dirigida a algunos pocos sino mas bien a la Comunidad Mundial y de una forma bastante peculiar.



Diseño|Arte|Diagramación: Pachakamakin
Portada: Lucy Pringle

7.23.2012

EL LENGUAJE DE LOS DIOSES [2/5]

Por Alexis Astúa








EFECTOS FISICOS

Los Círculos se caracterizan por el hecho de que las Plantas de Maíz quedan torcidas, pero no dañadas, durante el Proceso de Formación del Círculo; en ciertos Diseños, existen Anillos sumamente angostos que rodean la imagen principal, siendo un rasgo sumamente difícil de falsear. No sólo eso, sino que las plantas quedan dobladas en direcciones opuestas, entrelazadas para formar capas múltiples. 


Estudios más formales han demostrado la presencia de ciertos Campos de Fuerza, extraños Niveles de Energía, Sonidos captados con aparatos grabadores, inusuales Frecuencias, Efectos colaterales en las espigas del Trigo, Alteraciones Moleculares en los Cristales de las Plantas de forma temporaria, destellos de luz, modificaciones en la Composición e Hidratación del suelo e incluso Efectos -inofensivos sobre el Sistema Nervioso humano. 

Utilizando un Magnetómetro de Flujo en varias Formaciones, el Investigador Colin Andrews determinó el Campo Magnético en el Centro exacto de las Formaciones alcanzaba los 40-50 nanoTeslas. Este valor es diez veces superior al normal en un campo.

Un Dato muy interesante -del que se ha informado ampliamente-, es que las Plantas de las Formaciones se doblan justo en sus nodos naturales y quedan a 90º de su posición normal. Este Fenómeno ocurre de igual modo cuando se sostiene artficialmente una Planta en posición horizontal y ésta se dobla para colocarse en posición vertical, en dirección a la luz. Si la luz está dirigida en otro ángulo, la Planta "dobla" hacia allí. 

Este Proceso se llama Fototropismo y es mucho más pronunciado en los tallos jóvenes, que logran quedar en perfecta posición hacia la luz en muy poco tiempo (1 a 2 días). Sin embargo, no se ha hablado tanto del hecho de que existe más de un lugar donde se podrían producir los dobleces. Algunas Formaciones tienen tallos doblados exactamente todos en el mismo nodo (las Plantas poseen hasta media docena de nodos en sus tallos). 

Algunas Formaciones exhiben su doblez en el nodo más cercano al suelo, mientras que una sección vecina del Dibujo ha sido doblada por entero por el segundo nodo. Y así. En la Línea de Veinticuatro Círculos aparecida en Windmill Hill en el 2000, todos los tallos fueron doblados a 25 mm por debajo de los nodos, aunque éstos están en las diferentes plantas a distintas alturas desde el suelo (con un rango de entre 2,5 a 15 cm). Esto significa que para lograr el efecto de ese dibujo cada tallo debió ser doblado individualmente. 




El Biofísico estadounidense, Dr. William Levengood, del Laboratorio de Biofísica de Pinelandia, en Michigan; parece sugerir que un Tipo de Energía de Microondas está implicado en el Proceso de Formar estos Dibujos. Examinó plantas y Muestras de tierra de 250 Formaciones de Cereales, seleccionadas al azar en Siete Países. Las Muestras y Controles fueron proporcionados por el BLT, Equipo de Investigación con base en Massachussets, dirigido por Nancy Talbott

En 1991, el científico analizó Muestras tomadas a un Círculo aparecido en la población de Dandrige, Tennessee (EUA) un año antes, descubriendo que las Emisiones de Partículas Alfa eran mucho más bajas de lo normal en dicho Círculo. Se especuló que "algo" cambiaba la Composición Química de la Tierra para que absorbiera Agua, absorbiendo las Partículas Alfa. 

Dicha posibilidad serviría para corroborar la Teoría de los Vórtices Plasmáticos del inglés Meaden
"La Fuerza detrás de estas Formaciones", declaró el sabio, "está alterando la Biofísica y la Bioquímica fundamental de estas Plantas". 
También descubrió notables Cambios Celulares en las Formaciones ‘genuinas’ que los círculos falsos (se hablará más delante de las falsificaciones) no mostraban. Las Plantas de los Círculos de las Cosechas crecían un 40 por ciento más fuertes, con granos sensiblemente más sanos, y el Trigo crecía o con mucha rapidez o inexplicablemente muy lento. 





En 1995 A. Burke y Levengood publicaron el Texto de una Investigación en The Journal of Scientific Exploration, cuyo Tema Central era un extraño “barniz” de color marrón cubriendo las plantas en una Formación en Gran Bretaña. El Efecto del barniz era debido a Hierro Puro que había sido incrustado en las Plantas mientras el Hierro estaba fundido. 

También se encontraron diminutas Esferas de Hierro en la tierra. En 1999, el Investigador británico Ronald Ashby examinó el barniz mediante Microscopios Optico y de Rastreado Electrónico [optical and scanning electron microscopes] y determinó que debían haberse generado temperaturas muy altas -el Hierro se funde aproximadamente a los 1482º Centígrados (2700º Fahrenheit)–, administrado en milisegundos, explota. 
“Tras una investigación exhaustiva, no hay explicación mundana para el barniz”
Concluyó Ronald Ashby. 



En 1997, un granjero del East Field (donde apareció una Representación del ADN en 1996 en Inglaterra) llamado Tim Carson reportó a los investigadores que el Rendimiento de su Cosecha había crecido en un 30 a 40%. Según el Investigador Steve Purkaple, la mejora de Rendimiento que se produce usualmente a causa de la Rehibridización Anual (que se hace en Laboratorios) se mantiene en esos Campos en el mismo Nivel incluso al cosechar después de Cinco Generaciones luego de la Aparición de los Círculos. 

Levengood descubrió una Expansión Nodular en los tallos de los Cultivos, y a menudo cavidades deformadas que sólo podía tener lugar con un calentamiento rápido y generalizado. Es la Investigación que hasta la fecha se acercó más a encontrar una ‘prueba definitiva’ para distinguir una Formación Genuina de una falsa. En los Círculos Genuinos, los tallos de las Plantas son doblados misteriosamente, permaneciendo intactos y continuando su Crecimiento, mientras que los tallos del Trigo en formaciones falsas son invariablemente aplastados por las tablas. 



El Análisis Físico de las espigas muestra que los tallos de un Pictograma de alguna manera sufren un recalentamiento desde su interior. Se piensa que allí debe haber una Fuente de Radiación muy parecida a aquella de un Horno de Microondas, que va calentando rápidamente los líquidos en el interior de los tallos. Entonces, de esta manera la Planta se va ablandando hasta que al final se dobla. 

Los Líquidos en el interior comienzan a buscar un desfogue evaporándose. Cuando la Planta es tierna, las fibras externas son más flexibles: el Vapor escapa sólo alargando los nudos de los tallos. En cambio si las Plantas son maduras, las fibras ya están más endurecidas, por lo tanto el Vapor no hace otra cosa que romper los tallos, haciendo un agujero en correspondencia al nudo. 

También en el interior de los Agroglifos auténticos es posible encontrar Dos Tipos de polvos muy extraños si se miran con un Microscopio. El Primero se llama "magnet" y en los Círculos aparece con una concentración 600 veces superior a aquella de nuestra Atmósfera, como si éste hubiese sido atraído por un gigantesco imán al Centro del Pictograma. 

El Segundo es un polvo de Bióxido de Silicio Puro, que normalmente no aparece compuesto por micro esferas: en cambio aquél que se encuentra en los Círculos es como si hubiese sido fundido por una Onda de Extrema Radiación, que luego se va enfriando

Esto no es todo: en la oscuridad, el Polvo de Silicio emana una luz entre amarilla y verde, pero que no contiene ni Flúor ni Fósforo. Esto se podría explicar sólo admitiendo que sus Electrones han recibido una Altísima Cantidad de Energía, concentrada en pocos instantes. Levengood ha publicado estas y otras Investigaciones en mas de Cincuenta Revistas científicas reconocidas a nivel mundial dando la credibilidad necesaria al Fenómeno.

El Minerólogo Sampath Iyengar, del Laboratorio de Tecnología de los Materiales, en California, examinó específicos minerales arcillosos sensitivos al Calor contenidos en las muestras de tierra de una Formación en Canadá en 1999, mediante el uso de Difracción de Rayos X y un Microscopio con Escáner de Electrones [X ray diffraction and a scanning electron microscope] y Descubrió un Incremento en el Grado de Cristalinidad (el Orden de los Atomos) en los Minerales del Círculo. Según el estadista Ravi Raghavan este Aumento del Grado de Cristalinidad es significativo en un 95% de nivel de confianza. “Estaba sorprendido”, comentó Iyengar, especialista con unos 30 años de experiencia en el estudio de los Minerales arcillosos:
“Estos cambios normalmente se dan en sedimentos enterrados durante miles y miles de años bajo rocas, sometidos por el calor y la presión, y no en suelos en la superficie”. 
Igualmente asombrosa fue la correlación directa entre el Incremento de la Longitud de los nódulos de las Plantas y el Aumento de la Cristalinidad en los Minerales del suelo, lo cual indica que hay una Fuente común para ambos Efectos. Por el momento, los Científicos no son capaces de explicar cómo es posible. La Temperatura requerida para alterar la Cristalinidad de la tierra estaría entre los 815º y los 982º Centígrados (1500º a 1800º  Fahrenheit ). Esta Temperatura destruiría las Plantas.

La primera persona que se dio cuenta de que en el interior de los Crop Circles habían presente numerosas moscas muertas fue la Investigadora holandesa Janet Ossebaard. Los insectos prácticamente tenían el rostro soldado a las espigas, las patas y las alas completamente extendidas como presas por un espasmo. Algunas moscas fueron literalmente reventadas, como si hubiesen sido colocadas dentro de un Horno de Microondas. 

El Estado de Pennsylvania en Estados Unidos experimentó sus propios "Agroglifos" el 24 de Mayo de 1992, cuando Formaciones extrañas aparecieron en los Trigales de Linfield y Limerick, a poca distancia entre sí. Bruce Rideout, Psicólogo de la Universidad de Ursinus, fotografió ambos Fenómenos y tomó Muestras. Según la Investigadora Linda Moulton Howe, las secciones de Trigo daban el aspecto de haber sido "peinadas" en direcciones opuestas, y también fue posible apreciar un ligero doblaje o reorientación de los nódulos de Crecimiento del Trigo.

En la lejana Saskatchewan, donde los Círculos de Maíz son cosa común, algo sumamente raro ocurrió el 29 de Agosto de 1992. Cerca de la población de Milestone, un granjero descubrió que un simpático puerco espín había quedado "aplanado" en forma de equis -como en los dibujos animados- justo en medio de un Círculo Aparecido en un Trigal. 

El Animal, con peso promedio de veinte libras y estatura de doce pulgadas, había sido inexplicablemente compactado a un grosor de tres pulgadas. Joe Rennick, el propietario del Cultivo manifestó que el Animal silvestre debió haber quedado atrapado al borde del Círculo justo cuando se estaba Formando. Dado que los Puercoespines forman una bola espinosa como protección contra sus enemigos, es posible que el Animal haya rodado hasta el Centro del Círculo en Formación, donde fue aplastado por Fuerzas desconocidas.

Los Puercoespines parecen tener mala suerte: en 1989, en Estevan, Saskatechewan, otro Puercoespín había muerto dentro de Dos Círculos eslabonados. El Animal había quedado completamente carbonizado, descomponiéndose en una Sustancia parecida al hollín. Los Laboratorios de la Policía Montada Canadiense (RCMP) determinaron que la Sustancia carbonizada no había sido producida por ninguna clase de Fuego o Calor. 

Omar Fowler, Investigador inglés, luego de relevar Círculos desde 1985, de Recoger y Analizar tallos de Cereales de Círculos separados entre sí por más de 150 millas, se encontró con Trazas de Radiación de Alta Frecuencia, saliendo a la superficie una característica común: el descubrimiento de tallos aislados que habían quedado en pie en el interior de las Marcas. 

Todos estos tallos estaban doblados a 55 cm. de altura, además de presentar pequeñas grietas o marcas de quemaduras en lugares idénticos. Ello estaría indicando una Radiación de Alta Frecuencia, y las quemaduras podrían deberse a la acción de Microondas durante la Formación del Circulo. No se sabe que Fuerza Invisible es capaz de semejante Acción en un Espacio de Tiempo tan breve ya que se supone que el lapso en el que tarda la Realización de la Marca difícilmente supere los 20 segundos.

La Teoría de un Rayo de Microondas sugiere un Fenómeno Controlado, no ya por su acción sino por el Efecto Visible de su Resultado. Los Animales en general se espantan y se rehúsan a entrar al interior de ciertos Crop Circles, ciertas personas sienten fuertes malestares, mientras que otras sienten una Gran Euforia, las Brújulas se desarreglan, losRradiestesistas captan Fuertes Corrientes Energéticas, las Cámaras y Aparatos Sofisticados sufren daños inexplicables. 

Una Serie de Eventos se han relacionado con la Aparición de las Marcas: Bolas de Plasma fotografiadas por científicos japoneses e ingleses donde se han encontrado posteriormente Marcas; niebla a la vista, frecuentemente poco después de la Aparición de una Formación; "chirridos" y Sonidos agudos grabados en los Campos de los Círculos.

Pero el Fenómeno más impactante resulta la Complejidad Progresiva de los Círculos a los que se ha denominado "Pictogramas". Las Figuras iniciales empezaron a combinar Líneas rectas, Curvas osadas, verdaderos Entramados y Laberintos semejantes a Símbolos de Alta Complejidad, como "Ideogramas"

Según el Investigador Steve Page, uno de los denominadores comunes es que la mayoría de las Formaciones se producen sobre Depósitos de Agua subterránea y terrenos ubicados sobre basamentos de greda. El Agua es un buen Conductor de Corriente Eléctrica y podría ayudar a Conducir las Corrientes Electromagnéticas del Planeta. Esta observación podría tener relación directa con la Formación de los Círculos.


Diseño|Arte|Diagramación: Pachakamakin
Portada: Lucy Pringle


7.12.2010

EXPLORANDO LAS GRIETAS DE LA GEOMETRIA SAGRADA


Por Gustavo Fernández



Ya he perdido la cuenta de ensayos, artículos e investigaciones de campo a través de los cuales he intuido, más que descifrado, la sospecha de que la llave técnica, práctica, para acceder a otros planos de la Realidad puede estribar en la manipulación de formas, campos o estructuras geométricas (si hablamos de dos dimensiones) o topológicas (si nos desenvolvemos en tres). Sin duda, no se tratará de pasar las veladas jugando con lápiz, regla y compás; es posible que se trate, más bien, de ejercicios intelectuales donde los conceptos (mejor aún, las ideas) expresadas formal y materialmente a través de las gráficas o ecuaciones, se corresponden (en el sentido más lato del Principio de Correspondencia) con procesos mentales y éstos, por Ley del Mentalismo con modificaciones espacio-temporales. Un portal dimensional es, a todas luces, un cambio espacio-temporal ajeno a (pero contenido en) otro momento (no empleo aquí el término como “instante”, sino como “momento matemático”) espacio-temporal.


EXPLORANDO LAS GRIETAS DE LA GEOMETRIA SAGRADA

De lo que estoy hablando es de intuición y pasos mecánicos: intuyo que en las manipulaciones geométricas está, dije, la clave del acceso a otras dimensiones. Deseo dedicar mis afanes a experimentar pasos técnicos que sistematicen la apertura de esos portales. En síntesis, apunto a diseñar una metodología que permita a todos y cada uno de nosotros acceder cuando deseemos —o cuando ciertas circunstancias estén dadas— a esos otros planos. Se podrá argüir (y en principio debemos aceptar el debate) que el acceso a esos otros planos de Realidad requiere condiciones espirituales antes que tácticas racionales (sean éstas por manipulación de la Geometría Sagrada o de la Mecánica Cuántica). Debemos, dije, aceptar ese debate. Pero asimismo debemos, entonces, hacernos algunos planteos lógicos (no por racionales, sino por obvios).

Por ejemplo, tendremos pleno derecho a exigir una definición acabada (y demostrable) de lo que entendemos por “espiritual”. Si es lo “no material”, aquello que existe en otra dimensión, vibratoriamente ajena a estas cuatro en las que nos desenvolvemos, será percibido desde aquí como “no material” (por tangible que resulte en el “allá”) y por ende susceptible de ser definido como “espiritual” (insisto: por “no material”). Si lo “espiritual” se asocia a lo “moralmente más elevado”, permítasenos recordar que demonios, djinns y otros tantos entes de parecido perfil también son por definición “espirituales”, con lo cual concluiríamos que lo espiritual es condición de su naturaleza de manifestación, no de conducta moral. Aunque tales imágenes suelen parecerme “kitsch” y degradantemente out, valen como ejemplos. 

Cielo e infierno más purgatorio no serían más que “n” dimensiones, planos o universos paralelos. En plan de objetar aquello de las “condiciones espirituales” para acceder a estos planos, podría también decirse que se puede necesitar cierta “sintonización” psíquica para conectar con los mismos. Es posible que ello lo logre lo devocional, la lectura de Chopra, el “copiar y pegar” los mensajes de Oxalc o Ashtar Sheran, el encenderle una vela violeta a Saint Germain, el cultivar con amor arándanos mientras entonamos mantrams angelicales o el frotar cristales hora tras hora contra nuestro sufrido entrecejo. Es posible. Pero también es posible que todo eso nos haga sentir mejor, estar más plenos, hallar algunas respuestas, pero no tenga nada que ver con la conexión con planos espirituales si es que se da el albur de ser éstos, después de todo, “sólo” universos paralelos.

No seré un iconoclasta, hoy. Sólo me propongo explorar otra alternativa. Esta alternativa se vincula a un muy interesante fenómeno geométrico-topológico conocido como “banda (o cinta) de Moebius”, llamada así en honor a su descubridor, el astrónomo y físico suizo August Ferdinand Möbius [1], quien sin embargo, pese a la casi obsesión intelectual que le acompañó el resto de su vida, nunca pudo explicar. Repitamos el experimento. 

August Ferdinand Möbius


Tomemos una banda de papel cualquiera. Como sabemos, tiene dos caras y cuatro lados, con vértices A, B, C y D. Si deseamos hacer un anillo, sabemos que podemos unir A con C y B con D, quedándonos un anillo de lógicamente dos caras y dos lados o bordes (dos, obviamente, desaparecerán al pegarlos entre sí). Pero si esta unión la efectuamos luego de hacer una torción al papel de modo que ahora A pegue sobre D y B sobre C, surgen las sorpresas: constatando, por ejemplo, al deslizar un bolígrafo sobre su superficie, resultará una sola cara. Y si deslizamos nuestro dedo desde un punto cualquiera en el borde nuevamente habrá quedado uno solo ¿Adónde se fueron el lado y el borde faltantes?. No hay construcción matemática que pueda explicarlo. Final. 

Construcción de una Cinta de Moebius
Cinta de Moebius terminada


Hay otras opciones divertidas. Si tomando un par de tijeras cortan la banda exactamente por su línea media, obtendrán ustedes una Banda de Moebius el doble de larga y la mitad de ancha. Pero si el corte lo realizan descentrado, resultarán tantas Bandas de Moebius entrelazadas como cortes hagan. Insisto una vez más: estoy convencido de que si profundizamos el estudio de la Geometría Sagrada -en el escritorio, la biblioteca, pero también en el terreno, ya sea en las antiguas construcciones o los reservorios de energía telúrica de que está cubierto el planeta que, en su disposición, es absolutamente geométrico- descubriremos cómo abrir el paso a otras dimensiones. Humildemente en mis esfuerzos personales, quizás soberbio en mis inquietudes intelectuales, esa es la búsqueda a la que estoy dedicado. A través de mis deambulares, siempre late la expectativa de abrir una puerta. Y atento a la Sincronicidad, descubro que ciertos avatares de mi vida particular se van correspondiendo causalmente con pasos en pro de esos hallazgos. Podría, reconociendo lo solitario que es, siempre, el camino del monje, sentarme a lamer las heridas del camino, mirar con nostalgias los jirones de vida afectiva que uno va dejando atrás y recitar con el Dante aquello de “nel mezzo de mia vida, me retrovai en una selva oscura” (“En el medio de mi vida, me encontré en un bosque oscuro”). 


Pero comprendo que todo pasa por algo porque —esa es la enseñanza de la Geometría Sagrada— lo que nos ocurre microcósmicamente está en consonancia (Correspondencia) con algo que ocurre macrocósmicamente. Ver más allá de lo aparente, en nuestro interior y a nuestro alrededor, y descubrir que lo uno resuena con lo otro. En estos agitados —intelectualmente— días he comprendido muchos pequeños trozos de información dispersa, perlas de conocimiento de algún collar por enhebrar. He descubierto que en todas las imágenes religiosas de cualquier vertiente doctrinal, una rodilla descubierta es la señal del Iniciado al Adepto ordenándole divulgar algún saber. Que el tan común saludo militar “¡A la orden!”, es resabio del saludo “a la Orden” (masónica). Que ya he comprobado en catorce iglesias distintas (sobre veintidós censadas) -la última, pocos días atrás, la Basílica Nuestra Señora del Carmen, en Nogoyá, Entre Ríos— que si con una brújula medimos la línea imaginaria que por la nave central comunica el portal de acceso con el altar, aquella se desviará del Norte Magnético exactamente 52º. Siempre. Y si esto se repite en iglesias de trescientos, doscientos o cien años de antigüedad, no es casualidad. Es una orden arquitectónica del Vaticano. 

“¡A la Orden!”, señores prelados. Pero, ¿Por qué?. Los curas no lo saben. Pero está allí. Yo lo intuyo. Cincuenta y dos grados. Las catedrales señalan la puerta -una de tantas- a las estrellas, discutía en Guardianes de la Luz, Barones de las Tinieblas. Cincuenta y dos grados. Qué casualidad, la misma inclinación de las paredes laterales de la Gran Pirámide. Y las patas de la Oca, emblema de aquel juego laberíntico que como tantos otros juegos (las Cartas, el Ajedrez) son el resabio de viejos caminos de conocimiento, la pata de la Orden de la Oca medieval debe tener su primer y tercer dedos separados, precisamente, por cincuenta y dos grados. Geometría Sagrada. La Geometría que resuelve los problemas que la Aritmética —enseñando que la lógica no lo puede todo— no logra resolver. Imposible dividir aritméticamente 10 en tres partes iguales, siempre obtendremos una aproximación de 3,3333….33333 etc., pero con compás puedo dignamente dividir un segmento en tres partes exactamente iguales. 

Extraño, con regla y compás puedo construir fácilmente cualquier polígono regular, excepto un heptágono, y el mágico número 7 adquiere entonces otra significación. Geometría Sagrada. Y la cuadratura del círculo, aritméticamente imposible, es posible geométricamente. Y la Geometría construye las formas, y las formas dan realidad al universo. Del mismo modo que el movi-miento no puede existir sin una dirección determinada, la energía no existe sin una forma definida. No es que la energía “forme” una partícula o una onda. La forma “es” la energía. Y nos permite entonces -digo, a través de las expresiones geométricas de las formas- resonar con otras energías (formas). Miento, no puede existir sin una dirección determinada, la energía no existe sin una forma definida. No es que la energía “forme” una partícula o una onda. La forma “es” la energía. Y nos permite entonces -digo, a través de las expresiones geométricas de las formas- resonar con otras energías (formas). 

El Principio de Resonancia es sencillo. Si hacemos sonar un diapasón en una habitación donde haya un piano, cada cuerda del instrumento afinada en el mismo tono comenzará a vibrar. Esto es la resonancia. Todas las cuerdas restantes, afinadas en distintas notas, permanecerán inmóviles. A través de la resonancia, la energía es transferida del diapasón a la cuerda, provocando la vibración. Así, es como entramos en resonancia con campos telúricos. Así es como podemos ascender vibratoriamente. Los biólogos piensan que el secreto de la vida se halla contenido en el ADN, pero se concentran en su estructura química. Lo que aquí sugiero es que la estructura física de aquél puede ser de tanta o mayor importancia, cumpliendo una doble función: con su estructura química al transmitir el código genético, con su estructura física, al resonar con las vibraciones. La forma es la base de la salud. Si tomo un grupo de células de mi hígado y las cultivo en una Matriz de Petri, no crecerá como un hígado clonado, sino como una masa indiferenciada de tejido, y si se reinjertaran, se desarrollarían como cáncer. En ratas, células del hígado reinjertadas se transformaron en tumores metastásicos. Lejos de la matriz bioenergética las células no cuentan con un “molde” energético y geométrico para su diferenciación. El cáncer es desorganización geométrica de la energía.

También en la docencia esotérica, las elecciones profesionales reflejan muchas expectativas, aspiraciones, sueños. En mi caso, debo admitir que trabajar esta disciplina me lleva, humildemente y casi en un susurro, a afirmar que, si fuera posible (¿Y por qué no?) dedicaría en un futuro exclusivamente mis esfuerzos intelectuales al estudio —y obvia aplicación— de esta disciplina. No es sencillo (aunque siempre ansiado) encontrar una Síntesis, una Piedra Filosofal del Conocimiento verdadero, una herramienta de multiuso intelectual y espiritual con la que continuar el camino; y no creo estar muy lejos de la verdad si sostengo que es precisamente la Geometría Sagrada, la gema del Grial, si no el Grial mismo. Suena rimbombante, soberbio, casi solipsista, digamos. Pero no mentiroso. Pues de ello se trata: así como Einstein buscaba una ecuación Universal que explicara al Universo en su conjunto y en sus mínimas partes, la Geometría Sagrada enhebra en una continuidad armónica el Macro y el Microcosmos. 

En algún punto, casi por el medio, está el ser humano. Y es en su esfera vivencial donde podemos aplicar los descubrimientos de aquella. Repasemos el concepto. La Geometría Sagrada puede comprenderse según en qué dirección miremos: hacia lo infinitamente grande o hacia lo infinitamente pequeño. Pero podemos comprenderlo mejor si partimos de un punto intermedio, por ejemplo, nuestro propio entorno. ¿Dónde está allí la Geometría Sagrada? Ya he citado a lo largo de varios artículos algunos ejemplos. Valga volver sobre el particular: muchas iglesias católicas tienen una desviación de la nave central -proyección del acceso hasta el altar- respecto del Norte Magnético, tanto como 52º. El mismo ángulo que la Gran Pirámide. Y que la abertura de la Pata de la Oca, símbolo esotérico de raigambre. Aún más, ciertos ritos masónicos sostienen que ese, y no otro, debe ser el ángulo que separe las patas del compás emblemático. O los pentáculos que se descubren sobre tantas geografías al unir en un mapa centros espirituales o devocionales. O la correspondencia entre la disposición de las tres Pirámides de Gizeh y el Cinturón de Orión. O entre las catedrales góticas francesas y la Constelación de Virgo. La Geometría Sagrada está presente en el octógono de las iglesias templarias, en el misterio de las catedrales (Fulcanelli dixit), en las “divinas proporciones” (o “Número Aureo”) de

Notre Dame de París y el Partenón, en la disposición y distancia de los centros ceremoniales del Anahuac mexicano que reproducen en un todo la disposición y distancia de los planetas del Sistema Solar entre sí, en tiempos en que oficialmente en Europa sólo se conocía el mismo hasta Saturno. En el trazado de las calles de tantas ciudades (Washington en Estados Unidos y La Plata en Argentina). En las relaciones de planta entre el Vaticano y (otra vez) Gizeh. En las “líneas Ley” extendidas sobre toda Inglaterra y Francia. En los Laberintos de Cnossos. En las espirales astronómicas y la “iglesia retorcida” de Saint Outrille. En la “estrella de David” (en realidad, el “sello de Salomón) del rosetón principal de acceso a la catedral -obviamente católica- de la ciudad de Formosa, Argentina. Los ejemplos son innumerables y su sola mención agotarían. La Geometría Sagrada une lo humano con lo cósmico; las proporciones de la Gran Pirámide proyectadas desde el Ecuador hacia un Polo, culmina en el centro de la Luna centrada en la cara superior de la cuadratura del círculo terrestre. ¿Casualidad? No. Causalidad. Proporciones entre el sistema solar y las Pirámides de Gizeh. Mencioné de paso las “líneas Ley”, llamadas así por vincular poblaciones o sitios antiguos cuyos nombres finalizan en la sílaba “Ley” o “Leigh”. 

Pero no puedo dejar de señalar la importancia del aporte de la Geometría Sagrada en este punto, toda vez que la “geometrización de la superficie terrestre”, de acuerdo a determinados y puntillosos criterios, permite establecer —otra vez— figuras geométricas como pentáculos, o indicar puntos coincidentes con anomalías magnéticas o de características energéticas particularmente significativas para la vida humana (como la red de Bruce Cathie, las Líneas Hartmann, etc). De hecho, me pregunto cuántos geobiólogos, radiestesistas o especialistas en Feng Shui se han abocado a estudiar, siquiera por curiosidad, la Geometría Sagrada; de hacerlo —como yo lo he hecho— encontrarían allí no solamente argumentos y evidencias de peso, sino criterios muy útiles para optimizar la vida cotidiana de sus consultantes. Cathie, sin incursionar (que sepamos) en aspectos tan sutiles, señalaba ya en los tardíos ’60 que las “líneas de fuerza” geométricamente señaladas por él sobre el globo terrestre explicaban la naturaleza de la propulsión —o el comportamiento— de los OVNI.

No fue nunca tomado en serio por ovnílogos que ni siquiera tuvieron la humildad intelectual —o la metodología científica— de investigar antes de opinar. Y que —sugestiva señal de poca perspicacia— nunca se plantearon esta hipótesis que aquí esbozo (y dejaré para otra oportunidad ampliar): si es correcta la teoría del Campo Unificado einsteniano y la Gravedad, entonces, no es una “fuerza” en sentido electromagnético sino la deformación espacio-temporal en un punto dado y, en consecuencia, esta inevitable e indetenible fuerza que nos atrae hacia el centro de la Tierra (en nuestro caso) es “sólo” una manifestación geométrica del espacio-tiempo, ¿Entonces no es obvio que cualquier otra línea de energía geométrica -sobre este planeta o cualquiera en el espacio, etc.- tendrá una fuerza tan aprovechable (si sabemos dirigirla) como la propia gravedad? Que es como decir, ¿Y si la Naturaleza de los OVNIs o, cuando menos, sus sistemas de traslación, fueran revisados con criterios de Geometría Sagrada? Un “pantáculo energético” sobre la superficie terrestre. 

En este conjunto de patrones comunes, que todo pase por unos pocos polígonos y poliedros no es casual, pues es fácil comprobar que esas mismas figuras y formas se repiten a escala cósmica. Los mismos patrones organizan y ordenan al Universo. Esto es —si para ustedes semejante “aval” es importante— una verdad científica, toda vez que el descubrimiento de los fractales constata para el paradigma tecnológico contemporáneo la validez milenaria de la voz de Toth hablándonos desde el más remoto pasado:
“Es verdad, es cierto y muy verdadero, que lo que es arriba es como lo que es abajo y lo que es abajo es como lo que es arriba para hacer el milagro de Una Sola Gran Cosa bajo el Sol”. 
En consecuencia, la repetición de esos patrones geométricos en el legado de tantos pueblos antiguos y tantos grupos de conocimiento esotérico de hoy no habla solamente de la Sabiduría de comprender que el Todo es Geometría Pura. Habla también de otra cosa. Y aquí entra a tallar la Síntesis. Pues si el Orden Universal, la Armonía Cósmica [2] responde a patrones geométricos, la armonía personal (en nuestra vida de interrelaciones sociales, en nuestros afectos, en nuestro trabajo, nuestra salud física y psíquica y, claro, nuestra espiritualidad) también dependerá de que exista -o no- orden, organización, relaciones proporcionales. Y esta Organización ha de ser una expresión “fractal” de aquella que ordena al Universo. Enfoquémonos en este punto. Si admitimos que podemos “corresponder” (asociar con fundamento) los eventos de nuestra vida con formas y figuras geométricas, a fin de cuentas éstos no resultarán más que proyecciones fractales inmensamente microcósmicas de aquellas que -en la otra dirección- se perciben en el Cosmos. 

Por definición, los problemas, los conflictos, los obstáculos todos, más allá de su manifestación aparente (o “percipiente” en nuestra vida cotidiana) serán la expresión del desorden y desorganización cada vez más alejada del patrón geométrico original. Pues bien, como ya se ha señalado, se cumple a rajatabla el Principio de Correspondencia, y por carácter transitivo, será la aplicación conciente del Principio del Mentalismo lo que nos permitirá vivir en resonancia con una Serialidad positiva de eventos En nuestras vidas. Trabajaremos pues, en Psicogeometría, representando -que es hacer real lo ideal- polígonos y poliedros en función de ciertas aplicaciones en situaciones cotidianas. [3] Se comprenderá entonces que, así, la Geometría Sagrada se transforma -dicho está- en una Síntesis genial de la Realidad. Y abre, lógicamente, vías de especulación e investigación fascinantes. Por ejemplo, ante el misterio de los “agrogramas” [4]

No solamente Tiene sentido e interpretación bajo la luz de los preceptos de la Geometría Sagrada. Está en el albedrío de cada uno el comprender que se trata de un “metalenguaje” de orden superior. Dos “agrogramas”, que quizás deben ser comparados con (y estudiados a la luz de) la sapiencia maya, en este ejemplo, parte de su calendario astronómico y millonario en años. Finalmente —last but not least, como solía escribir el genial Antonio Ribera— es necesario dar a la Geometría Sagrada su justo lugar en nuestra vida. Su “sacralidad” es más un referente a su presencia en la cultura que a una naturaleza divina; no debemos deificarla ni creer que a través de ella seremos, como self made men, apoteósicamente disparados a la meta del camino espiritual. Es, lo escribí ya, una herramienta, pero eso sí, formidable. A fin de cuentas, Dios/Diosa, Él/Ella es el/la Gran Arquitecto/a del Universo y debe ser, necesariamente, un/a formidable Geómetra. No sé. Tal vez un día de estos, en la cima de un cerro consagrado o en las profundidades de una caverna telúrica, con un viejo libro de Geometría del colegio en una mano y un péndulo en la otra, encuentre algunas respuestas.



Portada: Ilustración de M.C. Escher
Diagramación & DG: Pachakamakin


CITAS

[1] Tal su apellido original, pero como las antiguas máquinas de escribir no tenían diéresis, se solía reemplazar por la pronunciación aproximada, “oe”. Sigo esta tradición al escribir, por costumbre entonces, Moebius. 
[2] Como ya he escrito en alguna ocasión, prefiero hablar de “Armonía” y no “Equilibrio”, pues este puede ser de dos clases: estable e inestable. El inestable -un cuchillo sobre su filo- requiere de fuerzas de tensión para lograrse y se pierde a la menor contingencia. El estable -un cubo apoyado sobre una de sus caras- no, pero al mismo tiempo cuenta con una brutal inercia que le impide todo cambio, toda “evolución a otra situación”. Al igual que en el espíritu humano, un “equilibrio” interior puede ser inestable (exigir grandes tensiones para lograrse, y al mismo tiempo y por ende extremadamente imprevisible y momentáneo) o estable (pero fosilizado, anquilosado, entonces el individuo no evoluciona). Algo similar a la expresión “paz interior”: la “paz” es la de los cementerios. Por eso remitimos a la expresión “Armonía”. 
[3] A título meramente informativo, diremos que trabajamos en Psicogeometría con doce figuras y formas, doce “mudras” y doce “posturas”
[4] También conocidos como “agroglifos”, “círculos en las cosechas”, “crop circles”, etc.